Ser mochilero: guía práctica para viajar con la mochila a cuestas

Viajar como mochilero es una excelente manera de descubrir diferentes países y culturas y también de conocer gente nueva. Ser mochilero no es algo complicado, pero no es tan simple como meter algo de ropa en una mochila y lanzarse a la aventura. Tener en cuenta algunas cuestiones básicas te ayudará a la hora de viajar con tu mochila a cuestas.

Antes de salir planifica tu viaje

Estar preparado es fundamental para viajar como mochilero. Para empezar, necesitas tener un plan y contar con información sobre tu destino. Internet o una guía de viaje te ayudarán mucho en este punto. Planificar tu viaje te ayudará a sacarle partido, a no perder tiempo en cosas banales y a evitar riesgos innecesarios.  

No pierdas de vista que sin planificación puedes acabar en algún lugar que no te interese e incluso encontrarte sin un lugar donde dormir o forma de volver de manera inmediata. 

La planificación también te ayudará a saber cuánto dinero necesitas o, en su defecto, saber qué puedes hacer con el dinero del que dispones. Encontrarte sin dinero a cientos de kilómetros de casa puede plantearte una situación muy incómoda y desagradable. 

Infórmate sobre la cultura de los lugares que visitas

Como parte de la planificación de tu viaje no olvides informarte sobre cuestiones culturales relevantes de la zona que visitas. Esto te ayudará a disfrutar más el viaje, conocer más cosas cuando llegues allí e incluso a evitar situaciones potencialmente desagradables. 

Infórmate del tiempo que va a hacer

Además de verificar la climatología general del lugar o lugares que visites, no olvides echar un vistazo a la previsión meteorológica a medio plazo. Aunque estos datos no son fiables al cien por cien seguro que te darán pistas sobre cuestiones como qué ropa llevar, qué visitar o qué hacer. 

 Si vas con un compañero, elígelo bien

Los mochileros suelen ir solos o en pareja. Los que eligen viajar solos lo hacen porque este tipo de viajes son una excelente forma de conocerse a uno mismo y suponen una oportunidad para plantearse dudas y cuestiones que bloquean sus mentes y sus vidas.

Pero viajar solo tiene sus riesgos, especialmente cuando vas a un sitio por primera vez o el destino es un lugar culturalmente muy distinto y/o con un idioma diferente al tuyo.

Pero en el caso de viajar acompañado es importante elegir bien la compañía y acodar previamente ciertas cuestiones relacionadas con la convivencia, los límites, las cuestiones económicas y el propio plan de viaje. No cabe duda que viajar en pareja con la mochila a cuestas es también una gran oportunidad de conocer a otra persona y de establecer las bases de una relación interesante, del tipo que esta sea. 

Elige una mochila adecuada

Un mochilero tiene que elegir bien la mochila de viaje. La mochila de un mochilero debe ser cómoda para la espalda, puesto que la va a llevar encima durante muchas horas. Además, tiene que tener buena capacidad y contar con una buena compartimentación.

No hay que perder de vista que, cuanto más grande sea una mochila, más cosas podrás meter, lo que aumentará notablemente el peso de esta. Si la mochila está bien diseñada, el peso se podrá llevar con relativa facilidad, pero también será mucho más cansado y exigirá mayor esfuerzo.

No lleves más que lo necesario

En realidad no necesitas mucha ropa para viajar como mochilero. Tienes la opción de lavar la ropa, así que no merece la pena que lleves demasiadas cosas. Lo que sí que debes considerar es llevar ropa para diferentes tipos de situaciones meteorológicas, en función de tu destino. En cualquier caso, no pierdas de vista que siempre puedes comprar lo que necesites en tu destino, si es que te falta algo.

En la mochila guarda la ropa enrollada, no doblada

La ropa enrollada se arruga menos y se coloca mejor en la mochila. También es más fácil de sacar y de localizar. Además, este sistema te permitirá meter dentro de la ropa otros elementos que quieras llevar de modo que vayan protegidos y discretos.

Revisa tu tarjeta sanitaria y contrata un seguro de viaje

Si sale de España no olvides solicitar o renovar, en caso de que esté caducada, tu Tarjeta Sanitaria Europea para poder hacer uso de los servicios médicos públicos si te pasa algo. En cualquier caso, no está de más que contrates un seguro de viaje para posibles contratiempos. 

No olvides llevar esto

Para terminar, no olvides llevar en tu mochila una toalla, chanclas para ducharte, bolsas de plástico para la ropa sucia o mojada, pañuelos de papel, una batería portátil siempre cargada (puedes usar una con recarga solar), el cargador del móvil y dinero en efectivo. Además, no está de más que actives el localizador del móvil para estar localizado, en caso de necesidad.  


https://unsplash.com/photos/a2FN1rrF-UY

Categorías:Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s